Rosa Blanca-Carolina González Velásquez


Me embarga la tristeza

y la guardo en mi maleta.

Con el equipaje listo

no soy mas que un viajero

con prisa por partir.

Dejo atrás

el vacío

la desdicha

y la sensación amarga

de no pertenecer

no importara mi ausencia

sólo soy un numero más…

No hay más que decir

no habrá despedidas

nadie sabrá que me he ido

tan sólo quiero ver tus ojos

para que su luz

ilumine mis últimos caminos.

No me preguntes donde voy

Abrázame, dime que me amas

me marcho y no habrá regreso

cuando llegue a mi destino has de saberlo

y sólo entonces

y cada vez que me extrañes

podrás buscarme

tan sólo concédeme la gracia

que en cada una de tus visitas

cuando me perdones

me lleves una rosa blanca

3 comentarios:

Elisabet Cincotta dijo...

Qué buen poema, con cierta humildad y bella palabra

besos
Elisabet

julia del prado morales dijo...

Bello Carolina, te leo y aprecio, Julia

Kellypocharaquel dijo...

Poema muy profundo y hermoso.Precioso blog, pleno de excelente calidad de expresión...
¡¡¡ Aplausos !!!
Besos
Raquel